miércoles, 28 de septiembre de 2016

Los sacerdotes de la diócesis de Guadix dan por comenzado el nuevo curso pastoral

Los sacerdotes de la diócesis de Guadix y el Obispo accitano, Mons. Ginés García, se reunieron el lunes 26 de septiembre para poner en marcha el nuevo curso pastoral 2016-17. La reunión tuvo lugar en el Centro Diocesano de espiritualidad y asistieron prácticamente todos los sacerdotes que hay en la diócesis.


 Fue un encuentro en el que hubo tiempo para las informaciones del Obispo, para conocer el nuevo Plan de Pastoral y para compartir otras inquietudes. También sirvió de encuentro del clero, después  de los largos meses de verano.

La reunión de los sacerdotes comenzó en la capilla, con unos momentos de oración compartida. Después, el Obispo expuso algunas conclusiones sobre la vida y la pastoral de la diócesis al concluir la Visita Pastoral, que ha venido realizando durante más de cinco años. Aún quedan dos parroquias, en las que tuvo que ser aplazada la visita, pero durante los últimos años el obispo ha visitado todas y cada una de las parroquias y de sus anejos, así como las instituciones diocesanas.

En su exposición, Mons. García comentó los problemas que se detectan en el territorio diocesano, marcados por el envejecimiento y el decrecimiento de la población y por un economía a la que le faltan iniciativas empresariales. Sin embargo, también destacó las enormes posibilidades que ofrece la zona, tanto en lo cultural, como en lo económico, o desde su riqueza natural e histórica.

Todos estos condicionantes sociales y económicos marcan también la vida pastoral de la diócesis, dijo el Obispo, en la que hay un clero comprometido, unas parroquias empequeñecidas, pero en las que también existen muchas realidades y posibilidades pastorales.

Nuevo Plan de Pastoral

Otro de los puntos importantes de la reunión fue la presentación del nuevo Plan de Pastoral diocesano, que entrará  en vigor en este curso. Tiene una duración de tres años y lo significativo es que no marca tanto una secuenciación anual de actividades, cuanto una propuesta de tres objetivos, con acciones concretas, a realizar simultáneamente durante los tres años del plan.

Después de la  celebración del Año de la Misericordia, el Plan de Pastoral invita a ser testigos de la misericordia en la diócesis y  a ser misioneros del Evangelio en el mundo. La acogida amable y confiada a los que se acercan a la Iglesia, así como la salida al encuentro de los que están alejados, son dos exigencias del nuevo plan. También lo son el cuidado de las familias, de la naturaleza, el diálogo con la cultura, el compromiso con los necesitados y con las necesidades del entorno,…

Este nuevo Plan de Pastoral, que nace después de un año recabando aportaciones desde todas las instancias de la diócesis, será presentado en una jornada festiva el próximo 29 de octubre, en Baza. Ese día, están invitadas todas las parroquias y los agentes de pastoral para dar comienzo al plan que va a marcar la vida diocesana durante los próximos tres años. También servirá esta jornada para clausurar, a nivel diocesano, el Año de la Misericordia.

Por último,  se presentó el segundo volumen de temas de la Escuela de Evangelio y Vida, que sirve para dinamizar grupos de formación en las parroquias. Esta Escuela de Evangelio y Vida nació el año pasado y está dando sus primeros pasos de implantación en parroquias e instituciones diocesanas. El Obispo animó a que sea, cada vez más, una realidad importante en la diócesis.

Con este encuentro, el clero da por comenzado el nuevo curso pastoral. Ya hay programadas otras reuniones, tanto por arciprestazgos como a otros niveles, que dan muestra de que la actividad pastoral en la diócesis accitana no ha hecho más que comenzar. Queda todo un año por delante.


Antonio Gómez

0 Comentarios:


¡¿Te gusta este blog?!