viernes, 3 de junio de 2016

Huéscar mantiene sus tradiciones centenarias en torno al Corpus

Desde domingo día 29 de mayo hasta el día de ayer jueves 2 de junio y a las 7 de la tarde, la Parroquia de Santa María de Huéscar acogía el rezo de vísperas, coincidiendo con la Octava del Corpus, en el coro de dicha Parroquia, cantadas en latín.

A ella han acudido un gran número de fieles, la mayoría de ellos hermanos de la Hermandad del Santísimo. También ha contado con la presencia sacerdotes hijos del pueblo de Huéscar, que son los encargados de presidir y dirigir las vísperas.

Todo el tiempo ha estado el Santísimo expuesto en el altar mayor, y al terminar el rezo de dichas Vísperas, se celebraba una procesión claustral en el templo.

Gracias a la Hermandad del Santísimo que, después de cerca de quinientos años de existencia, sigue viva y pujante manteniendo estas bellas tradiciones teniendo en torno a 300 hermanos, entre hombres y mujeres, sigue manteniendo vivas estas bellas tradiciones.

Y como colofón a las Vísperas, el jueves, la Hermandad del Santísimo, sacó de nuevo a la calle la hermosísima "Torrecilla", con el Santísimo Sacramento del Altar. El Santísimo se detiene, en cada uno de los pequeños altares que con mucho cariños montan los vecinos de alrededor de la Iglesia y la Capilla Musical interpretaba cada uno de los villancicos, que en otro tiempo Juan María Guerrero de la Plaza, escribió para adorar a Jesús Sacramentado.

José Antonio Martínez Ramírez
Párroco de Santa María de Huéscar






0 Comentarios:


¡¿Te gusta este blog?!