martes, 22 de marzo de 2016

Ramoncita Gómez pregonaba, el pasado viernes, a la Cofradía del Silencio

Un pregón que tenía lugar en la Iglesia de los Dolores, tras la celebración de la Santa Misa que estuvo acompañada por la actuación del Coro Juan Hernández y que precedió a las palabras de Ramoncita Gómez, con una introducción musical del Stabat Mater de Pergolesi, cantado por Carmen (soprano) y Lucía Rojas (contralto), con el acompañamiento musical del órgano de Isaac.


La presentación de la pregonera corrió a cargo, en primera instancia, de la Hermana Mayor de la Cofradía del Silencio, María Muñoz Polaino, a la que relevaron en el atril la hija y nietas de la pregonera quienes, entre mezcla de conocimiento y complicidad, dejaron entre ver la figura de la pregonera.

Una pregonera cuyo rostro se notaba cargado de emoción y que agradeció el haber sido llamada para esta ocasión. Una ocasión que le permitió recordar sus vivencias, exponer sus sentimientos y, sobre todo, demostrar el por qué ha estado, sabiendo estar, casi toda una vida, si bien no quiso ser exclusiva protagonista y trajo el recuerdo de quienes la han acompañado en esa trayectoria, de quienes la enseñaron y de quienes van a tomar su relevo. Durante el pregón pudo oírse también la saeta que cantaba Roberto González.

Las vivencias personales fueron una expresión de sentimientos vivos y compartidos que dejaron la evidencia clara de su amor a su Cofradía y a la tarea que en ella ha realizado siempre. Quiso después dedicar el resto del pregón a una exposición detallada de cada uno de los Siete dolores que como puñales, se clavan en el corazón de la Dolorosa. Exposición argumentada y que se complementaba con diferentes composiciones poéticas, entre las que no faltaron las de su propia autoría, que sirvieron para completar su pregón, al texto íntegro del cual puede accederse a través de este enlace.

Finalizado el pregón, y como se solía hacer desde muchos años atrás, la Virgen de los Dolores fue portada hasta la Iglesia Mayor donde se instalará en el paso que la llevará a recorrer las calles bastetanas en la madrugada del Viernes Santo.

Texto y fotos: Ricardo Cañabate







0 Comentarios:


¡¿Te gusta este blog?!