jueves, 8 de octubre de 2015

Las parroquia de Purullena y Bejarín se suman a un proyecto para ayudar a los cristianos perseguido en Siria



Con motivo del Año de la Misericordia, las parroquias de Purullena y Bejarín por medio de la Hermandad del Santísimo Sacramento, realizará distintas actividades para conseguir la cantidad económica a la que se han comprometido, con un coste inicial de 20.000 euros, para ayudar a los cristianos y minorías perseguidas en Siria. 


Esta propuesta tiene como objetivo mejorar las condiciones de la vida y la salud social de la población siria, martirizada por más de tres años de guerra civil sangrienta y cruel, lo que ha causado en la actualidad cientos de miles de muertos y heridos, así como la destrucción de muchas casas, hospitales y refugios. Los más vulnerables de la población, inevitablemente, han sido los más afectados, que sufren especialmente la falta de energía y agua y la falta de alimentos y suministros médicos.

Desde que comenzó el conflicto, los frailes franciscanos, presentes en Siria y los países vecinos (Líbano y Jordania) desde hace siglos, han dado el apoyo a la población local, acompañados por algunos colaboradores laicos. A diferencia de la mayoría de las organizaciones humanitarias, los frailes franciscanos no han dejado el país tras el inicio de los disturbios, quedándose para continuar ayudando a la población.

Con el apoyo de la ONG ATS, los hermanos comenzaron e hicieron cuatro centros operativos de recepción en las ciudades de Damasco, Alepo, Latakia y Knayeh con el objetivo de ofrecer lugares de cama a los desplazados, abordando diversas situaciones de emergencia y la prestación de bienes esenciales para la población necesitada de las áreas circundantes. A través de iniciativas caritativas en curso, para la realización de estas tareas hay 17 frailes de la Custodia de Tierra Santa, que son ayudados a diario por 3 voluntarios en cada uno de los cuatro centros, tratando de responder a necesidades inmediatas de la población más vulnerable, proporcionando camas dentro de las estructuras de soporte de los desplazados internos, la reparación de sus casas y la búsqueda de soluciones alternativas de vivienda. 

Los frailes aseguran la compra de alimentos (que ofrecen ambas comidas en los centros de distribución de alimentos y asistencia financiera para las familias en diferentes situaciones incómodas), ropa y mantas. Asimismo, se pretende dar respuesta a las necesidades que resultan de la falta de atención de la salud pública por la dispensación de medicamentos y proporcionar atención médica básica.

Dadas las dificultades que encuentran las organizaciones humanitarias para entrar y luego operar directamente en el país, llegando a la población afectada (la mayoría de las intervenciones financiadas se gestionan hoy de forma remota desde países vecinos), el trabajo hecho sigue siendo un punto central para la atención primaria a la población local.

ACTIVIDAD

A1. Apoyo a los puntos de recepción ya abiertos en los conventos y las estructuras parroquiales en las ciudades de Damasco, Alepo, Latakia y Kanye con el objetivo de ofrecer camas para abordar situaciones de emergencia graves y la garantía de los bienes de primera necesidad a la población que los necesita.

A2. Proporcionar acceso a las necesidades básicas de los más vulnerables (niños, mujeres, ancianos).

A3. Mejorar el acceso a los servicios de salud en las cuatro áreas de intervención. El proyecto tiene como objetivo apoyar a los centros de la población siria ya abiertos desde que el conflicto comenzó en las ciudades de Damasco, Alepo, Latakia y Kanye con el objetivo de ofrecer camas para hacer frente a situaciones graves de emergencia y la garantía de los productos de primera necesidad a las personas que los necesitan. El mantenimiento de estos centros permite la recepción para apoyar a los muchos desplazados internos, proporcionándoles artículos de primera necesidad y las oportunidades de vivienda para atender situaciones de emergencia.

El objetivo del proyecto es brindar apoyo a los elementos más débiles de las zonas circundantes (niños, las mujeres embarazadas, las madres con hijos, las madres, las personas con discapacidad, ancianos y viudas), proporcionarles productos de primera necesidad, como alimentos, ropa y medicamentos. Planea comprar y distribuir en los cuatro centros de acogida necesidades básicas. Con el objetivo de beneficiar al mayor número de personas, se proporcionarán alimentos de fácil preparación que pueden ser utilizados para cocinar comidas abundantes para las familias (sacos de arroz, harina, legumbres, garbanzos, leche en polvo), prestando atención también a las exigencias de garantizar una alimentación equilibrada y por lo tanto proporcionar las frutas, las verduras y la carne en conserva. También estarán provistos de otras necesidades básicas (mantas, ropa para el invierno, jabones, toallas) y materiales en relación con los sistemas de calefacción para el invierno (bombonas de gas.). Todos los productos serán comprados en el mercado local, a los comerciantes y los agricultores locales, con el objetivo de apoyar la economía local. Se responderá a las necesidades derivadas de la falta de salud pública con medicamentos y se proporcionará atención médica básica a través de reembolso de intervenciones y visitas a médicos y hospitalización.

PRESUPUESTO PARA COLABORAR NUESTRA PARROQUIA

Gestión por un mes del Centro de Alepo:  675 €
Costo de una comida al día por persona (arroz, patatas, pasta, pan, aceite, huevos, carne, legumbres): 2 € x 3720 -7440 €
Otros Productos (Kit para la higiene: 1 kit por persona) 5 € x 124 - 620 €
Otros Productos (Mantas, sábanas, almohada: 1 kit por persona) 10 € x31 - 310 €
Otros Productos (Abastecimiento: 1 kit por persona)   10 € x 80 - 800 €
Otros Productos (Kit para la cocina para cada cinco personas) 5 € x 31 - 155 €
Reparaciones (costo estimado) 10.000 €

TOTAL 20.000 €

Contactos del proyecto:

-Padre Simon Herro, Ministro de la Región San Pablo, que trabaja con sede en Beirut y Damasco.

-Miriam Mezzera, Responsable de Proyectos humanitarios ONG ProTerraSancta – Jerusalén.






0 Comentarios:


¡¿Te gusta este blog?!