jueves, 29 de octubre de 2015

Carta de opinión acerca de la Religión en la Escuela por Juan Antonio Díaz

Sr. Administrador de esta web: Todavía no puedo salir de mi asombro, cuando la semana pasada escuché en los medios de comunicación al secretario general del PSOE, don Pedro Sánchez, que si gana las elecciones y se convierte en el próximo Presidente del Gobierno, eliminará la asignatura optativa de Religión Católica en el aula pública española y también en la concertada. Concretamente, el primer titular que pude escuchar al respecto fue el siguiente: “El PSOE plantea sacar la Religión del currículo y del horario escolar” (Cadena SER, 19-10-15).


Como he comenzado diciendo, no puedo dejar de asombrarme. Pienso firmemente que reabrir este debate es un error de base porque es un debate ya cerrado y superado; en primer lugar, con el carácter opcional de esta asignatura que le confirió LOGSE y la LOE, y, en segundo lugar, con el carácter optativo que ahora tiene la misma conferido por la LOMCE. Sí hemos de decir que ya con este cambio la Religión salió perdiendo, pero es que con la última ocurrencia que han tenido el Sr. Sánchez y su equipo van a “apuntillar” dicha asignatura para “enterrarla” definitivamente.

Y yo me pregunto ¿qué debemos de hacer el día 20-D los que nos consideramos simpatizantes del socialismo y somos profundamente católicos, es decir, somos socialistas católicos? ¿Qué deben de hacer, ese mismo día, aquellos padres que, voluntariamente, desean que sus hijos estudien Religión en su educación Primaria y Secundaria? La verdad sea dicha, es que no tengo una respuesta concreta para estos interrogantes. Pero lo que sí tengo que decir, es que me parece un auténtico dislate obligarnos a tantos ciudadanos a elegir entre nuestras creencias y nuestra ideología. Este debate estaba totalmente cerrado y ahora la cúpula dirigente del PSOE lo ha vuelto a reabrir. He dicho la cúpula porque en estos días he podido leer críticas al respecto, en diversos medios de comunicación nacionales a través de entrevistas que les han hecho a significados e influyentes socialistas que se declaran abiertamente católicos como don Francisco Vázquez o doña Susana Díaz. Por lo tanto, no todos los socialistas piensan o pensamos de esa manera, ni mucho menos.

Además me gustaría poner de manifiesto que, según la experiencia vivida, en la clase de Religión no se adoctrina, sino que se imparte la cultura católica mediante el diálogo Fe-Cultura. La doctrina se imparte en la catequesis, es decir, en el seno de la Iglesia, obviamente, fuera del aula. Por consiguiente, yo no veo qué hay de malo en que los alumnos y alumnas, o sus padres, puedan elegir libre y voluntariamente, cursar y estudiar una asignatura en la que se les enseñe el Cristianismo, la Biblia, el Arte Cristiano, la Filosofía, la Historia de la Iglesia, los principales rasgos de las demás grandes religiones del mundo…, temas que, sin lugar a dudas, son baluartes y pilares fundamentales para poder entender la Historia, Cultura y Arte de España y Occidente.

Por todo lo anteriormente expuesto, me parece un craso error que va a cometer el PSOE si, finalmente, incluye esta propuesta de laicidad para España, que ya es aconfesional, en su programa electoral. Me siento y declaro públicamente un hombre profundamente católico y simpatizante socialista. Por lo tanto, que los políticos no me den a elegir entre mis creencias y mi ideología porque no saldrán ganando. Por  último, me gustaría citar las palabras de un socialista católico, don Ramón Jáuregui, con las cuales me siento muy identificado: “Mucha gente se hace socialista por su interpretación del Evangelio”.

Juan Antonio DÍAZ SÁNCHEZ (CANILES)




2 Comentarios:

musulmán católico dijo...

Yo, también, de acuerdo: Soy Musulmán católico


¡¿Te gusta este blog?!